Radeba

Świat okiem kibica

The World Seen With  A Football Fan's Eye

Espanyol Barcelona

15.04.2012 PRIMERA DIVISION 2011/2012
Espanyol Barcelona - Valencia CF 4:0

Tanto antes como después del partido, tuve que explicarle a la mayoría de mis colegas que no se trataba del FC Barcelona - la asociación de la capital catalana con uno de los equipos más famosos del mundo. La pregunta es inmediata y directa. "El Espanyol? Ah, sí, por supuesto, he oído algo ..." - Un destino típico de los clubes más pequeños, con menos trofeos y de menor importancia en comparación con la fama que gozan los poderosos vecinos de la misma ciudad. Sin embargo, hay varias excepciones a la regla (Londres, Milán, Roma, etc) donde las desproporciones en la gloria y la fama del fútbol es marginal o insignificante.
Compré las entradas a través de la página web del club - proceso muy simple (hay versión en Inglés disponible). Uno puede incluso echar un vistazo a las vistas que se ofrecen desde el asiento de su elección.
Una vez que el pago ha sido realizado (por ejemplo, a través de tarjeta de crédito), tenemos que hacer una impresión para entregar en la puerta del estadio (contador # 2) y conseguimos las entradas reales a cambio.
24.000 espectadores fueron a ver al Valencia en acción. Sorprendentemente baja asistencia (Contra la capacidad del estadio de casi 40.000 personas) dada la reputación del equipo visitante y el rango actual - sólo detrás de los gigantes de la Primera División, la clasificación para la Liga de Campeones. Los visitantes hicieron bastante mejor impresión en la fase de apertura del juego, mientras que el Espanyol parecía un montón de chicos escogidos para el partido cinco minutos. Esto cambió radicalmente desde el primer gol - El Espanyol reinó de forma orgullosa y exclusiva.
Sergio García, un delantero veloz izquierda que lleva una cola de caballo en la cabeza, me impresionó. Él asistió =participó??al primero como al tercer gol y muy merecidamente, recibió una ovación de pie mientras era substituido al final del partido.
Los grupos de la policía habían estado observando a las multitudes sabiendo casi seguro que no habria necesidad de intervenir. Había una cola para la tienda de recuerdos del club y, a primera vista, parecía como si los bienes fuesen escasos Logré.??, sin embargo, conseguir una camiseta del Espanyol debajo del mostrador, como si fuera un artículo absolutamente único ...